Skip to content

Escribiendo tu diario de alimentos para el control de tu dieta

Tener un diario de alimentos es una parte integral para hacer el seguimiento de lo que ayuda y lo que no ayuda a tu dieta. Si mantienes un registro de lo que comes y dejas de comer, puedes tener el control de tu dieta. Además de servir de apoyo para romper los bloqueos que te impiden lograr lo que realmente quieres de tus esfuerzos para adelgazar los desagradables kilos demás.

Puedes asumir tu responsabilidad

Al escribir todo lo que comes en un diario de alimentos, tienes en tus manos la responsabilidad de las elecciones en los alimentos. Lo que comes se convierte en parte de los registros de tu plan de pérdida de peso. Podrás pensar dos veces antes de beber 500 calorías de chocolate mezclado con alguna bebida o comer esa hamburguesa y papas fritas que nada vale. Anota lo que comes, incluso en los días que haces trampa.

Alienta una alimentación saludable

Llevar un diario de los alimentos también te anima a comer alimentos más saludables. Si estableces una meta diaria, como la ingesta de calorías o grasa, entonces cuando cumples con dicho objetivo, podrás ver claramente el éxito que está teniendo en el camino. Si no registras lo que comes durante el día, será más fácil tirar por la borda tus esfuerzos y elegir bocadillos bajos en calorías y golosinas sin grasa. Alimentos de dieta que aun así pueden sabotear tu dieta si no mantienes el registro de lo que comes, además de su valor nutricional.

Bebe mucha agua

Debes hacer un seguimiento de la cantidad de agua que bebes en tu dieta diaria, esto te ayudará a mantener el rumbo y mantenerte hidratada durante tus entrenamientos. La mayoría de los diarios de dieta te permiten marcar cada vaso de agua que tomas. Otros requieren que escribas todas tus bebidas. debes hacer lo que es más fácil para ti. Vas a tener mejores resultados si haces lo que es conveniente cuando se trata de seguir tu progreso y tus movimientos en un diario de dieta.

Beneficios a largo plazo

Mantener un registro de lo que comes – junto a un párrafo o dos acerca de tus emociones y lo que sucede en el día puede ayudarte en el largo plazo. Puedes hacer un seguimiento de lo que estás haciendo cuando pierdes peso, y puedes tomar nota de cómo te sentías durante las semanas en que no perdías ningún peso o te saltabas tu plan de entrenamiento físico. Mirar tu diario de dieta puede ayudarte a ver lo que ayuda y perjudica tus esfuerzos para bajar de peso.

El seguimiento de la ingesta de calorías

Anotar la ingesta diaria de calorías puede ayudarte a darte cuenta de la cantidad de calorías que necesitas quemar en tus entrenamientos. Podrás ser capaz de planificar un entrenamiento más eficaz, basado en los registros de alimentos y calorías que mantienes.

Si tienes que comer una cantidad de calorías menor de la que es recomendado para ti podrás alcanzar tus objetivos de pérdida de peso, podrás ser capaz de planificar un entrenamiento para quemar aún más calorías. Un diario de alimentos, puede ayudarte a ver todas estas cosas, y es un gran aliado para cualquier dieta.

No olvides dejar tu comentario, ¡dinos que piensas sobre estos consejos! tu opinión es muy importante para la comunidad.