Skip to content

Los mantras para bajar de peso

Uno de los mejores complementos que se pueden añadir a los mándalas son los mantras, posiblemente para algunas mujeres sea algo nuevo y no me quedo atrás porque yo no sabía que existían hasta que una hermana me lo dijo. Esto fue hace un año y puedo decir que fue lo mejor que me ha pasado.

¿Qué son los mantras?

Los mantras son frases que se repiten una y otra vez pero con música, ¿Aburrido? ¿Cansado? No, al menos de lo que he investigado a muchas personas les ha cambiado la vida y más que todo uno no se cansa de escuchar lo mismo. Hay mantras para todo incluso para el dinero pero nadie debe acercarse con un fin egoísta de poseer, al contrario debe ser por encontrar tranquilidad a su vida.

Hay mantras que duran cerca de una hora y el tiempo pasa rápido, por lo general esto pasa cuando uno está a gusto y cuando no es así el tiempo como que se detiene y ahí es cuando la espera desespera. Usted puede combinar mientras hace un mándala escucha un mantra y verá como su ser se calma y empieza a ver las cosas de una forma diferentes.

Los mantras son parte del camino alterno que una persona debe aprender, al menos cuando no sabía nada de esto me resistí pero cuando empecé a conocer me empezó a gustar y hasta ahora lo hago. Por lo general y en mi caso empiezo el día con el mantra a Lord Ganesh y de ahí mientras trabajo voy escuchando el que me diga mi sentir.

¿Qué tienen que ver los mantras con perder peso?

Bueno en este caso tiene mucho que ver porque cuando una persona le da por comer y a veces sin razón o porque está con ansiedad, estresada o deprimida pues, esta es la razón de que tenga que ver un mantra, mándala con su pérdida de peso o gordura. En el momento en que crea un mándala y escucha un mantra sus temores se van a segundo plano y desde luego que este no es toda la solución, porque hay casos extremos y que están basado solo en amargas experiencias y estos dos pasos alternos solo es una ayuda aunque hay casos de total solución pero eso es cuando la persona no pone ninguna barrera y toma la decisión de salir de dónde se encuentra, un callejón sin salida.